Y llegamos a la última parada del viaje: Londres.

Y llegamos a la última parada del viaje: Londres.

No puede estar más linda. Hacía casi 10 años que había venido por última vez.

  • El viaje de Eurodisney al centro de París y de ahí un tren con 3 niños y 8 valijas a Londres: me dejó de cama.

  • Me la pasé contando chicos y valijas, 123. 12345678. Está todo! Jajaja. Todo el tiempo tenía miedo de perder a alguno o alguna.

  • Acá es una hora menos que en París y 3 más que en Bs As.

  • Llegamos, dejamos todo y directo a caminar!

  • Las fotos son de @libertylondon , una tienda de 4 pisos soñada. Te querés comprar tooodoooo. Ahora está en sale. No es barata pero se encuentran cosas y como digo siempre, comparado con BA, nada asusta.

  • La deco, perfumería, vajilla y ropa: de lo más lindo y original que vi últimamente. Pero cómo me llevo fuentes, cuadros, renos, floreros y velas que pesan un montón? Difícil. Igual disfruto de ver cosas tan lindas.

  • Como se imaginarán con los tres niños suplicándome irnos, llorando, peleándose y escapándose, fue difícil poder mirar tranquila, pero volveré (sola).

    .

  • Acá en invierno oscurece 16:30 hs. Y los locales cierran casi todos a las 19 hs. Les cuento que hace menos frío que en #paris . Por suerte!

  • Volvimos al hotel tipo 21 hs. Y qué me puse a hacer? A ordenar las valijas! Eran una mezcolanza importante y no aguantaba ni un minuto más la ropa limpia, la sucia, la deco y los juguetes por todos lados ( y eso que ya las ordené varias veces, pero se vuelven un caos cada día con 4 varones! Jajaja). .

    > Quedaron divinas. En unos días las desarmaré, pero ahora me voy a dormir feliz con todo ordenadito! Seré muy obse?! Naaaah!